dissabte, 25 de setembre de 2010

Glenn Gould, mi coche, las Variaciones y yo: canturreos

El coche es ese espacio privado que te permite disfrutar de la música a tu aire, sin tener que pedir parecer a nadie. Escuchas lo que quieres, lo que tu ánimo del momento te pide, y, a malas, siempre puedes recurrir a la radio, con las malditas cuñas publicitarias e interferencias. El coche nuevo (aunque tiene 2 años sigue siendo mi coche nuevo) suena tan bien...que aun me apetece más conducir, sobre todo de noche, que el ruido exterior es menos. Toda esta parrafada para explicar lo que hasta ayer para mi era inexplicable, ajajja, y justo por eso no se lo había dicho a nadie. Bien...un buen amigo me hizo una grabación de música clásica, mucho Bach. Entre otras, estan las "Variaciones Goldberg" interpretadas por Glenn Gould...maravillosas, pero a mi me descolaba, hasta ayer, escucharlas (yo no sabía absolutamente nada de lo que hoy sé de Gould)....os contaré, a "cau d'orella"...mi coche canturreaba siempre que sonaban las Variaciones. Todas y cada una de las veces, sólo en las variaciones, o eso creía yo, tb pensé que era un error de la grabación...o que Bach me jugaba una mala pasada, ajajjaja. Era GOULD!!! Es el quien canta en casi todas sus grabaciones, no es mi coche!!! Menos mal! Está claro que sabía que los coches no cantan, pero la otra opción era creer que me volvía loca. Bien, anoche, en un film fantástico aunque algo largo, descubrí secretos, historias de Gould. Me pareció un pedante excéntrico con unas manos y un talento prodigioso, y, verdaderamente un visionario que creyó en la técnica cuando aun no estaba lo perfeccionada que ahora lo está, apostó por el estudio en vez de la sala de conciertos para llegar a más gente...y lo consiguió más de lo que podía haber imaginado. Aqui dejo un trocito de él y su música, incluidos canturreos.

3 comentaris:

Despistado ha dit...

Jajaja, imagino tu tranquilidad al descubrir que no sufrías alucinaciones.
La interpretación que nos ofreces es estupenda, da gusto verle acariciar el teclado. Yo tengo una versión del año 82, también interpretada por Gould, pero no tuve suerte, no me canta...
Saludos

XAVIER ALSINA ha dit...

Alguien una vez me dijo que nunca deberíamos hacernos mayores. Eso de no poder vencer el tiempo nos vuelve rancios y nos aleja de el alma humana.Esta alma que nos hace apasionarnos con la vida, vivirla intensamente, amarla con desespero, entusiasmarnos con la música, reirnos hasta cansarnos , o respirar simplemente respirar.... Siempre he pensado que tu en tu limbo precisamente me ofrecias recordar mi peter pan particular,,, gracias, un abrazo , bdll

Laura. ha dit...

Estimado Jordi . Te dejo mis saludos y cariños desde Chile . Gracias por tus comentarios en mis poemas en qqml. Saludos a Natalia . Tu blog es bello .